www.survivaldigital.com

La oruga procesionaria del pino, un peligro para niños y mascotas

La oruga procesionaria del pino, un peligro para niños y mascotas
Ampliar

Entre los meses de febrero y abril las orugas procesionarias abandonan sus nidos, conocidos por bolsones, construidos en las ramas de los pinos, abetos y cedros, donde han permanecido resguardadas durante las semanas más frías del invierno.

La oruga procesionaria del pino, un peligro para niños y mascotas
Ampliar

Actualizado 02/MAR/2017

Las orugas bajan de los árboles y caminan formando las características hileras a modo de procesión, lo que da nombre a la especie, con el objetivo de enterrarse en el suelo y continuar con la siguiente fase de la metamorfosis que determina su ciclo biológico.

En este momento resultan más peligrosas, especialmente para los niños y los animales domésticos. Las orugas poseen una toxina -thaumatopina- que confiere a los pelos que recubren todo su cuerpo capacidad urticante. Cuando son molestadas o se sienten amenazadas, proyectan sus pelos en señal de defensa, quedando suspendidos en el aire y pudiendo entrar en el cuerpo a través de las mucosas de la cara. Incluso, gracias a los extremos en forma de dardo, se clavan en la piel y producen irritaciones.

Las reacciones alérgicas dependerán de cada persona y del grado de exposición al pelo, del tipo de contacto o manipulación de la oruga.

La afectación cutánea provoca irritaciones en la piel, ojos, oídos, nariz, boca y garganta, -erupciones, sarpullidos, dermatitis, lesiones oculares y urticaria, además de problemas respiratorios-. Los casos más severos originan una reacción inmunitaria generalizada del organismo o anafilaxia, que requiere tratamiento médico de urgencia por ser potencialmente mortal.

La exposición repetida al alérgeno por parte de personas con hipersensibilidad desarrolla reacciones cada vez más inmediatas y progresivamente más graves.

Especialmente peligroso en perros por la mayor posibilidad de ingestión de las orugas

Si observa a su perro con un comportamiento anormal, que revele malestar o nerviosismo, es posible que el animal haya entrado en contacto con las orugas. Una vez iniciada una reacción alérgica grave su progreso será muy rápido, pudiendo llegar en una hora a un desenlace fatal.

Los síntomas no son idénticos en todos los casos, pero generalmente se percibe un exceso de salivación e hinchazón de la cara. La lengua se inflama hasta un punto que imposibilita cerrar la boca y aparece una coloración amoratada que evoluciona a necrosis con pérdida parcial de tejido. El proceso inflamatorio origina dificultad respiratoria, vómitos, hemorragias, fiebre, convulsiones, shock anafiláctico y muerte.

El tratamiento debe de ser administrado por personal capacitado

Llevar al animal a un veterinario lo antes posible. Como medida cautelar lavar cuidadosamente y sin frotar la parte dañada de la lengua con suero fisiológico o agua caliente.

Prevención

La mejor prevención para evitar el contacto accidental con las orugas en las salidas primaverales al campo, es supervisar los movimientos de los niños y mascotas, comprobando que en las copas de los pinos no haya bolsones.

Distribución

La procesionaria es una plaga que afecta a todas las variedades de pinos distribuidas por amplias áreas a ambas orillas del ámbito mediterráneo, en entornos naturales o parques y jardines. En menor medida y de forma más aislada también es posible encontrarla en los países centroeuropeos, donde avanza gracias a las temperaturas más templadas que se registran en los últimos años.

Ciclo biológico de la procesionaria del pino

El ciclo biológico pasa por cuatro fases diferenciadas. En la etapa adulta, reconocible como mariposa, coincide con periodos estivales y muestra hábitos nocturnos. En sus 24 horas de vida, después de realizar la cópula, las hembras fecundadas realizan la puesta de huevos.

En el segundo estado, los huevos son depositados en las copas de las coníferas, contenidos en estructuras en forma de espiral alrededor de una o dos acículas, en una cantidad comprendida entre 50 y 300 unidades por puesta.

Un mes más tarde nacen las larvas, denominadas orugas, comenzando un proceso que las lleva a pasar por cinco estadios larvarios y cuatro mudas hasta alcanzar, en su mayor grado de desarrollo, aproximadamente 4 centímetros de longitud.

Durante su forma de oruga muestran un comportamiento social en el que conforman interacciones cooperativas con sus hermanas de puesta. Construyen nidos cada vez más elaborados, siendo el último de ellos el más tupido y mejor preparado para soportar los rigores invernales, por lo que se localiza en las ramas más expuestas y orientadas al sol.

Si precisan cambiar de pino por cualquier motivo, ya sea por la escasez de acículas o la elevada competencia con otras orugas, se desplazan de forma simultánea en sus características hileras, siempre guiadas por una oruga hembra.

Salen de los bolsones para alimentarse al atardecer, evitando de esta forma a los depredadores diurnos y regresan al nido cuando bajan las temperaturas. En condiciones de frío intenso modifican sus hábitos, aprovechando las horas centrales del día para comer.

El consumo de acículas causa defoliaciones en los pinos, abetos y cedros, ralentiza su crecimiento y debilita el árbol favoreciendo la aparición de nuevas plagas. En ocasiones pueden terminar con la vida de ejemplares de pequeño porte.

Con el aumento de las temperaturas a comienzo de la primavera, las orugas descienden de las coníferas y buscan un lugar donde enterrarse, individualmente, en suelos soleados, preferentemente arenosos y a profundidades cercanas a los 20 centímetros.

Bajo tierra la procesionaria comienza un nuevo proceso dentro de su metamorfosis, que le lleva a tejer un capullo de seda donde queda encerrada, experimentando una serie de cambios que culminarán con otra muda que dará lugar a la pupa o crisálida, en su cuarta fase de transformación.

En verano las crisálidas hacen eclosión, surgiendo las mariposas que darán comienzo a un nuevo ciclo vital.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (58)    No(2)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Survival Digital
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.